Concordia

Los Premios Príncipe de Asturias, ese plagio descarado y barato de los Nobel, se han repartido éste año una vez más, y, como siempre, con sorpresas.

Somos muchos los que recordamos el bochornoso premio que recibió el fisico británico Stephen Hawking en 1989. Bochornoso por ser un premio a la concordia (?), en lugar de a la investigación científica. Lo cuál hace pensar que para el comité de expertos designado para decidir los candidatos, pesó mucho menos el hecho de que Hawking sea el mayor experto en agujeros negros del mundo que el hecho de que sea un paralítico que da mucha pena.

O aquel extraño premio, también de la concordia, a la multimillonaria J. K. Rowling, autora de los libros de Harry Potter que tantos vuelos transatlánticos han amenizado.

Pero desde luego, lo de éste año se lleva la palma. Les propongo una adivinanza; éste año, el premio a la concordia se lo ha llevado una ciudad, una ciudad europea. ¿Cuál puede ser?

Les daré algunas pistas:

– Es la capital del país más conflictivo de Europa en los últimos 150 años.
– En varias ocasiones, desde ella se han planificado y ejecutado estrategias para invadir Europa entera e incluso parte de África.
– Estuvo dividida por un muro con francotiradores y minas antipersona.
– En el país del que es capital nació el movimiento Nazi, y en él se produjo el mayor genocidio del que se tiene noticia.
– El ejército de dicho país fué el primero en llevar acabo ataques aéreos contra población civil.
– El ejército de dicho país protagonizó la que hasta hoy ha sido la batalla más sangrienta de todos los tiempos, la de Stalingrado.

¡Sí!, ¡es Berlín!, y el motivo del premio es, según parece, conmemorar el vigésimo aniversario de la caída del muro (como si un aniversario fuese un mérito).

Bien pensado, estamos celebrando que Berlín, por primera vez en más de un siglo, lleva 20 años sin liar la de Dios es cristo. Hay otras muchas ciudades que comparten éste mérito con ella, por ejemplo, mi Guadalajara natal, pero claro, Guadalajara no tiene un historial previo de macarrismo salvaje.

.

kristallnacht

¿Premio a la Concordia?, ¡dos hostias os daba yo!

.

Viendo ésto no puedo evitar recordar la edificante historia del Chele, individuo de mi instituto al que sus padres regalaron una moto el año que “sólo” cateó dos asignaturas.

Anuncios

10 Respuestas a “Concordia

  1. ” (…) pero claro, Guadalajara no tiene un historial previo de macarrismo salvaje. ”

    Y yo te diría…¿estás seguro? Je,je,je.

  2. Lo cuál hace pensar que para el comité de expertos designado para decidir los candidatos, pesó mucho menos el hecho de que Hawking sea el mayor experto en agujeros negros del mundo que el hecho de que sea un paralítico que da mucha pena.
    Es la paradoja de los políticamente correctos: Al intentar eliminar los prejuicios, acaban recreándolos.

  3. “Bien pensado, estamos celebrando que Berlín, por primera vez en más de un siglo, lleva 20 años sin liar la de Dios es cristo.”

    ¡Jajajajaja! Ese premio se desprestigia a sí mismo año tras año…

  4. Hombreee, Berlin ahora mismo es una ciudad que está bastante bien, no viene muy a cuento recordar el pasado oscuro, que de eso tenemos todos y en todas partes. Berlín es un de las capitales culturales más importante de Europa (económica no tanto) y alli viven de puta madre. Con decir que alquilar un piso en el centro vale 400€. Sólo por eso se merecen el premio de la concordia.

  5. Jaja, lo que me he reído. Me gusta cómo cuentas las cosas, aunque creo que Berlín es una ciudad ejemplar (por lo menos ahora) de multiculturalidad en Europa.

    De todos modos, lo de dar premios (que estarían destinados a personas) a ciudades, y esas cosas (como lo de dárselo a Pedro Duque y sus compis por hacer un vuelo espacial que ya había hecho un montón de gente sin llevarse premio) y ese largo etcétera… desacredita bastante dichos premios.

  6. Ya solo faltan que le den el premio a un mechero, o a un palo.

    Saludos!

  7. Pues el premio a la concordia no lo veo yo para Berlin. Aún si me cuentan otro. Pero una ciudad que fue dividida por los aliados, puteada su población, reciclada su identidad por unos y otros, para olvidar el nazismo, que luego resulta que no está tan olvidado ni allí ni en ningún lado, le pegaría más otro tipo de premio.
    Sí es cierto que la ciudad es un pasote en la actualidad, es divertida, muy activa culturalmente y super animada y la gente es bastante enrrollada, pero ciudades así hay muchas en Europa, así que lo de dar el premio este a Berlin, teniendo en cuenta lo que han vivido sus ajetreadas calles desde el final de la I-GM y la república de Weimar, la verdad es que parece un poco de chiste.
    ¿Por que no un premio al trabajo y a la productividad al campo de concentración de Autschwitch o a un gulag siberiano?
    Saludos!

  8. Bien por el Chele.

  9. Hay que lanzar al mercado camisetas estilo ochentero, con unas letras luminosas que pongan:
    “Chele, you are my guitar hero”.

  10. Hablando de camisetas bizarras, me quedo con una que llevaba Tito de Verano Azul, y que rezaba:

    Junkers Ju-87
    “Stuka”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s